Consejo político fundacional de UPyD, para que se sepa.

Este listado fue facilitado el 29 de septiembre a sus miembros. Jamás se ha vuelto a facilitar este listado a nadie. De hecho los consejeros son convocados por la dirección a través de correo electrónico sin que se hayan establecido mecanismos para poder contactar entre ellos.

Algunos de ellos, como Bouza, se han ido. Otros como Carroquino han sido expedientados. Pero… ¿y Boadella? ¿y Savater? ¿e Iwasaki? ¿y tantos otros que ni se fueron, ni dimitieron, ni han sido expulsados? ¿Son convocados cuando se celebran los Consejos o Gorriarán convoca a quien le sale de la punta del pie? 

Luego no me extraña que se denuncie que UPyD se encuentra en una situación de incumplimiento de la Constitución y la Ley de Partidos.

La lista:

Aida Quero Martínez ,Asturias
Albert Boadella,  Barcelona
Alberto González Troyano, Cádiz
Alfonso Pérez Poza, Zaragoza
Almudena Semur Correa, Barcelona
Ángel Colmeiro de las Cuevas, Asturias
Ángel Manuel Hernández Guardia, Barcelona
Ángela Arévalo Cuadros, La Rioja
Ángeles Rodríguez Baliño, Orense
Antonio Arturo González Martínez, Málaga
Antonio Ballesteros Santiago, Madrid
Antonio Cascón Sardiña, La Coruña
Antonio María Frechilla Ibánez de Garayo, Zaragoza

Antonio Miguel Postigo Díaz, Sevilla
Antonio Salvador Gabaldón, Valencia
Arantza Aranzábal Conde, Guipúzcoa
Armando Esteve López, Alicante
Armando Flores Cordero, Sevilla
Aurelio Arteta, Navarra
Aurelio Carillo Moreno, Alicante
Carlos Martínez Gorriarán ,Guipúzcoa
César Gironella, Murcia
Clemente Polo, Tarragona
Concepción Sacristán Sánchez, Madrid
David Fernández Tovar, Asturias
David Ortega Gutiérrez, Madrid
Eduardo Calcerrada, Barcelona
Eduardo Madroñal Pedraza, Asturias
Elena Aguilera Cirugeda, Alicante
Eloy Barba Marchante, Granada
Esperanza Marín Olalla, Badajoz
Eulalia Gervás Pavón, Badajoz
Eva Climent Martí, Alicante
Eva Serra, Barcelona
Fabián Rodríguez Pozo, Guipúzcoa
Félix Pérez Romera, Barcelona
Fernando Cózar, Madrid
Fernando Iwasaki, Sevilla
Fernando Maura Barnadiarán ,Vizcaya
Fernando Savater, Guipúzcoa
Francisco Igea Arisqueta, Valladolid
Francisco Javier Martín Unpiérrez, Granada
Francisco Javier Puy Garcés, Zaragoza
Francisco Javier Ruiz Cortés, Alicante
Francisco José Domínguez Pastor, Sevilla
Francisco Manuel Lago Iglesias, La Coruña
Francisco Pimentel Igea, Madrid
Gabriela Duarte Domínguez, Sevilla
Gemma Gómez Rubio, Zaragoza
Gerardo Hernández Les, Málaga
Ginéz Górriz, Barcelona
Gonzalo Fernández de Córdoba Martos, Salamanca
Gregorio Cabeza Rodríguez, Sevilla
Gunther Ceballos, Zaragoza
Guzmán Fernández Ortiz, Madrid
Ignacio Domingo Baguer, Huesca
Inmaculada de la Riva Garriga, Guipúzcoa
Iñaki Azkue Goñi, Guipúzcoa
Isabel Romero Boldt, Málaga
Iván García-Pelayo, Madrid
Jaime Pallejá Martínez, Alicante
Jaime Ruiz Ruiz, Alicante
Javier Carroquino Oñate, Zaragoza
Javier Querol Herra, Valencia
Jorge Hernández García, Salamanca
Jorge Juan Gutiérrez Uría, Asturias
José Ángel Galarraga Macía, asturias
José Antonio Jiménez Cirre, Málaga
José Antonio Ortega Justicia, Granada
José Ignacio Gómez Arroyo, Castellón
José Ignacio Prendes Prendes, Asturias
José Luis Aínsua, Palencia
José Manuel Roca Mangas Málaga
José Manuel Rodríguez Andelo Pontevedra
José March Fierro Barcelona
José María Pérez Fernández Granada
José Pablo Vizoso Piñeiro La Coruña
José Quiñoy Fernández La Coruña
Juan Carlos Martínez Coll Málaga
Juan Carlos Torremocha Higuera Cádiz
Juan Espino Sánchez Madrid
Juan Luis Fabo Ordóñez Guipúzcoa
Juana María Lasry Hernández Cádiz
Julián Ajenjo García Valencia
Lorenzo Rueda Peña Jaén
Luis Alejandro Pérez de Llano Lugo
Luis Bouza-Brey Barcelona
Luis Fernando Colomer Queipo Valencia
Maria de los Ángeles Cordero Sevilla
María Dolores Soler Marquessines Valencia
María Soledad Cruz Sáez Guipúzcoa
Magda Álvaro Torrentó Murcia
Maider Suárez Moral Zaragoza
Manuel Gómez Casas, Sevilla
Manuel Hernández Iglesias, Murcia
María Carmen Fernández Gaona, Huesca
María Teresa Sánchez Lasa Guipúzcoa
Marisa Cuéllar, Albacete
Miguel Álvarez Adán, Zamora
Miguel Ángel Quintana Paz, Salamanca
Mikel Buesa Madrid
Nico Gutiérrez, Viccaya
Olegario Ortega, Barcelona
Óscar Álvarez Menéndez, Asturias
Pablo Muñoz Pérez, Málaga
Pedro Arcos Galiano, Albacete
Pedro Ramón Vicente Barrero, Sevilla
Rafael Brancas, Vizcaya
Rafael Huertas Sánchez, Granada
Rafael Sánchez Díaz, Murcia
Ramón Ángel Romero Martínez Murcia
Ramón Ibarrola , Navarra
Ramón Marcos Allo , Madrid
Ramón Rodríguez, Madrid
Rodolfo Angelina Gil, Burgos
Rodolfo Láiz Tagarro, Vizcaya
Rosa Díez González, Vizcaya
Rosa Ramírez Brugalada , Barcelona
Santiago Cabello Berdun, Málaga
Sergio Ríos González, Asturias
Silvia Hierro González, Barcelona
Teresa Giménez Barbat, Tarragona
Teresa Vargas Novoa, La Coruña
Tomás Mancebo, Albacete
Vicente Jiménez Fernández, Valencia
VIcente Serrano Lobato, Barcelona

Actualización


Luis Bouza-Brey, uno de los fundadores de UPyD,  me hace llegar el siguiente escrito:

ESCRITO DE DENUNCIA DE ILEGALIDAD EN LA COMPOSICION DEL CONSEJO POLITICO DE UPyD.

AL CONSEJO POLITICO
AL COMITÉ DE DIRECCION
A LA COMISION DE GARANTIAS

Luis Bouza-Brey Villar, con DNI num. xxxxxxxx, y domicilio xxxxxxxxxxxxxxx, miembro de UPyD, y de su Consejo Político en virtud de decisión de la Asamblea Fundacional del Grupo Promotor, celebrada en Madrid el 29 de Septiembre de 2007,
EXPONGO:

1.- Que no he sido convocado a las reuniones del Consejo Político de UPyD a partir de la celebrada el 29 de marzo de 2008 sin que me haya sido comunicada la decisión ni los motivos de mi exclusión del Consejo Político. Ni éste ha tomado una decisión pública sobre esta cuestión, ni tampoco lo ha hecho el Comité de Dirección.
Por esta razón, considero ilegal y arbitraria esta decisión, por contravenir el mandato constitutivo de la Asamblea Fundacional del Grupo Promotor, así como las normas legales y estatutarias que definen el modelo y los órganos superiores del Partido.

2.- En particular, considero que un órgano como el Consejo Político, que representa en su composición la voluntad fundacional unánime del grupo Promotor, no puede ser alterado en su composición sin previa comunicación a los afectados, establecimiento de un orden del día específico para decidir sobre esta cuestión, debate público y decisión mayoritaria del mismo Consejo. De lo contrario, se contravienen las normas constitucionales, legales y estatutarias siguientes:

El artículo 6 de la CONSTITUCIÓN, que establece que “Su creación y el ejercicio de su actividad [de los partidos políticos] son libres dentro del respeto a la Constitución y a la ley. Su estructura interna y funcionamiento deberán ser democráticos”.
Los apartados 2, 3, ,4 y 5 del artículo 7 de la LEY ORGÁNICA 6/2002, de 27 de junio, de Partidos Políticos ( BOE num. 154, de 28 de junio), que dicen:
2. Sin perjuicio de su capacidad organizativa interna, los partidos deberán tener una asamblea general del conjunto de sus miembros, que podrán actuar directamente o por medio de compromisarios, y a la que corresponderá, en todo caso, en cuanto órgano superior de gobierno del partido, la adopción de los acuerdos más importantes del mismo, incluida su disolución.
3. Los órganos directivos de los partidos se determinarán en los estatutos y deberán ser provistos mediante sufragio libre y secreto.
4. Los estatutos o los reglamentos internos que los desarrollen, deberán fijar para los órganos colegiados un plazo de convocatoria suficiente de las reuniones para preparar los asuntos a debate, el número de miembros requerido para la inclusión de asuntos en el orden del día, unas reglas de deliberación que permitan el contraste de pareceres y la mayoría requerida para la adopción de acuerdos. Esta última será, por regla general, mayoría simple de presentes o representados.
5. Los estatutos deberán prever, asimismo, procedimientos de control democrático de los dirigentes elegidos.

El artículo 8, 2 c) que dice que los afiliados tienen derecho:
c) A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas

El art. 6, d de los Estatutos de UPyD, que dice que los afiliados tienen derecho:
3.- A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas y sobre la situación económica.

El art. 12.2, que dice que “El partido creará un Consejo Político colegiado para deliberar sobre el programa y estrategias. Estará compuesto por un mínimo de 100 miembros y un máximo de 150, incluyendo a todos los miembros del Consejo de Dirección. Será elegido por la Asamblea General constituida en Congreso para el periodo entre congresos. Hasta entonces, estará formado por los miembros del Consejo de Dirección, representantes de las Plataformas territoriales y personas relevantes que proponga incorporar el Consejo, éstas últimas en número no superior a 35. La periodicidad de sus convocatorias ordinarias será de al menos una reunión cada 60 días y tomará sus decisiones por mayoría simple de los miembros presentes, con un quorum indispensable de la mitad más uno de sus componentes.”

El art. 13.1, que dice que “el partido se organizará en agrupaciones territoriales acordes con el mapa autonómico del Estado. Al frente de estas agrupaciones figurará una coordinadora en la que al menos habrá un miembro del Consejo Político del partido, que podrá ser coordinador de esa agrupación para representarla en ese órgano…”,

3.- Las normas anteriores establecen, por consiguiente,
a) Que es inexcusable la existencia de una Asamblea, que será el órgano superior del partido, y que deberán existir procedimientos de control democrático de los dirigentes elegidos, sin que se determine ningún plazo para que esta norma entre en vigor.
b) que el Consejo Político no está compuesto por los miembros de las Coordinadoras territoriales, sino por miembros de las “Agrupaciones”, y sobre todo por los miembros fundadores, elegidos en la Asamblea Fundacional del 29 de Septiembre. Si en las Coordinadoras “al menos habrá un miembro del Consejo Político del Partido”, ello quiere decir que el Consejo Político no está compuesto por los miembros de las Coordinadoras, sino de las Agrupaciones territoriales.
La conclusión inequívoca de estas normas es que, al menos, el cambio en la composición del Consejo Político debería haber sido incluido en el orden del día de la sesión y haberse votado por el Consejo la decisión de si este cambio era legal, estatutario y conveniente.

4.- Por añadidura, las normas siguientes establecen la prohibición expresa de modificación de la estructura del partido,

La DISPOSICION TRANSITORIA de los Estatutos, que establece lo siguiente:

1 – Durante un periodo mínimo de dos años y máximo de tres, y hasta la celebración del primer Congreso del partido, UPyD se regirá por el sistema de organización que se explicita en estos Estatutos, y no creará ninguna clase de estructura diferente ni adicional a la descrita, sea de base territorial o sectorial. El partido no reconocerá el carácter oficial ni la validez de las propuestas, acuerdos o declaraciones de ninguna otra clase de agrupación, organización o estructura, esté o no impulsada por miembros del partido, que pretenda hablar en su nombre o representarle ante las instituciones y la opinión pública.

2 – Este sistema de organización cesará con el comienzo del Congreso del partido y será sustituido por el aprobado en el Congreso que se convocará y celebrará no antes de dos años ni más tarde de tres, según el procedimiento estatutario.

Y han sido sido contravenidas con la modificación de la composición del Consejo Político, órgano subrrogado de la Asamblea Fundacional, por decisión del Consejo de Dirección.

5.- Por todas estas razones, y haciendo uso del derecho otorgado por el art. 8,2, apartados c) y d) de la Ley Orgánica 6/ 2002 de Partidos Políticos, que dice que los afiliados tienen derecho,
c) A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas

d) A impugnar los acuerdos de los órganos del partido que estimen contrarios a la Ley o a los estatutos,

Y el artículo 6 de los Estatutos de UPyD, que dice que los afiliados tienen derecho

3.- A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas y sobre la situación económica.

4.- A impugnar los acuerdos de los órganos del partido que estimen contrarios a la Ley o a los estatutos,

dirijo este escrito de denuncia a los órganos de dirección del Partido y a la Comisión de Garantías. Esta denuncia constituye un paso previo a su posible presentación ante el Defensor del Pueblo y los Tribunales de Justicia, por incumplimiento de las normas fundamentales de regulación de los partidos políticos y de los Estatutos de UPyD, así como por vulneración de los derechos fundamentales de la generalidad de los afiliados, y los del denunciante.

Es por ello que
SOLICITO

1.- Que se consideren nulas de pleno derecho todas las reuniones del Consejo Político celebradas a partir de la del 29 de marzo, y se restablezca la legalidad y legitimidad de los órganos de dirección del Partido. Y en consecuencia con lo anterior,
2.- Que se someta a la consideración del Consejo Político la decisión de anular la sesión del 29 de marzo, por su ilegalidad, realizando una nueva sesión para decidir por mayoría sobre la modificación de la composición del mismo, convocando para ello a todos sus miembros originales, sin la exclusión de ninguno salvo caso de fuerza mayor.
3.- Que se actúe coherentemente con los compromisos fundacionales y electorales de Regeneración Democrática del partido, corrigiendo actuaciones arbitrarias, contrarias a Derecho y opuestas a los principios de la corrección política.
4.- Que se inicie inmediatamente un proceso de democratización de las Agrupaciones Territoriales que permita iniciar sin arbitrariedades y con plena legalidad y legitimidad el proceso de selección de compromisarios para el primer Congreso del partido.

En Madrid, a 1 de Octubre de 2008

Luis Bouza-Brey Villar

22 pensamientos en “Consejo político fundacional de UPyD, para que se sepa.

  1. Blumun

    Off topic
    Tienes un premio en mi blog. Al igual que Elentir:)
    No es necesario ni recogerlo, ni postearlo.
    Es un simple gesto:)
    Saludos.

  2. Luis Bouza-Brey

    Os envío copia del escrito de denuncia de inconstitucionalidad e ilegalidad de UPyD y de solicitud de anulación de las decisiones del Consejo Político adoptadas a partir de marzo del 2008.
    No ha obtenido respuesta.

    ESCRITO DE DENUNCIA DE ILEGALIDAD EN LA COMPOSICION DEL CONSEJO POLITICO DE UPyD.

    AL CONSEJO POLITICO
    AL COMITÉ DE DIRECCION
    A LA COMISION DE GARANTIAS

    Luis Bouza-Brey Villar, con DNI num. xxxxxxxx, y domicilio xxxxxxxxxxxxxxx, miembro de UPyD, y de su Consejo Político en virtud de decisión de la Asamblea Fundacional del Grupo Promotor, celebrada en Madrid el 29 de Septiembre de 2007,
    EXPONGO:

    1.- Que no he sido convocado a las reuniones del Consejo Político de UPyD a partir de la celebrada el 29 de marzo de 2008 sin que me haya sido comunicada la decisión ni los motivos de mi exclusión del Consejo Político. Ni éste ha tomado una decisión pública sobre esta cuestión, ni tampoco lo ha hecho el Comité de Dirección.
    Por esta razón, considero ilegal y arbitraria esta decisión, por contravenir el mandato constitutivo de la Asamblea Fundacional del Grupo Promotor, así como las normas legales y estatutarias que definen el modelo y los órganos superiores del Partido.

    2.- En particular, considero que un órgano como el Consejo Político, que representa en su composición la voluntad fundacional unánime del grupo Promotor, no puede ser alterado en su composición sin previa comunicación a los afectados, establecimiento de un orden del día específico para decidir sobre esta cuestión, debate público y decisión mayoritaria del mismo Consejo. De lo contrario, se contravienen las normas constitucionales, legales y estatutarias siguientes:

    El artículo 6 de la CONSTITUCIÓN, que establece que “Su creación y el ejercicio de su actividad [de los partidos políticos] son libres dentro del respeto a la Constitución y a la ley. Su estructura interna y funcionamiento deberán ser democráticos”.
    Los apartados 2, 3, ,4 y 5 del artículo 7 de la LEY ORGÁNICA 6/2002, de 27 de junio, de Partidos Políticos ( BOE num. 154, de 28 de junio), que dicen:
    2. Sin perjuicio de su capacidad organizativa interna, los partidos deberán tener una asamblea general del conjunto de sus miembros, que podrán actuar directamente o por medio de compromisarios, y a la que corresponderá, en todo caso, en cuanto órgano superior de gobierno del partido, la adopción de los acuerdos más importantes del mismo, incluida su disolución.
    3. Los órganos directivos de los partidos se determinarán en los estatutos y deberán ser provistos mediante sufragio libre y secreto.
    4. Los estatutos o los reglamentos internos que los desarrollen, deberán fijar para los órganos colegiados un plazo de convocatoria suficiente de las reuniones para preparar los asuntos a debate, el número de miembros requerido para la inclusión de asuntos en el orden del día, unas reglas de deliberación que permitan el contraste de pareceres y la mayoría requerida para la adopción de acuerdos. Esta última será, por regla general, mayoría simple de presentes o representados.
    5. Los estatutos deberán prever, asimismo, procedimientos de control democrático de los dirigentes elegidos.

    El artículo 8, 2 c) que dice que los afiliados tienen derecho:
    c) A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas

    El art. 6, d de los Estatutos de UPyD, que dice que los afiliados tienen derecho:
    3.- A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas y sobre la situación económica.

    El art. 12.2, que dice que “El partido creará un Consejo Político colegiado para deliberar sobre el programa y estrategias. Estará compuesto por un mínimo de 100 miembros y un máximo de 150, incluyendo a todos los miembros del Consejo de Dirección. Será elegido por la Asamblea General constituida en Congreso para el periodo entre congresos. Hasta entonces, estará formado por los miembros del Consejo de Dirección, representantes de las Plataformas territoriales y personas relevantes que proponga incorporar el Consejo, éstas últimas en número no superior a 35. La periodicidad de sus convocatorias ordinarias será de al menos una reunión cada 60 días y tomará sus decisiones por mayoría simple de los miembros presentes, con un quorum indispensable de la mitad más uno de sus componentes.”

    El art. 13.1, que dice que “el partido se organizará en agrupaciones territoriales acordes con el mapa autonómico del Estado. Al frente de estas agrupaciones figurará una coordinadora en la que al menos habrá un miembro del Consejo Político del partido, que podrá ser coordinador de esa agrupación para representarla en ese órgano…”,

    3.- Las normas anteriores establecen, por consiguiente,
    a) Que es inexcusable la existencia de una Asamblea, que será el órgano superior del partido, y que deberán existir procedimientos de control democrático de los dirigentes elegidos, sin que se determine ningún plazo para que esta norma entre en vigor.
    b) que el Consejo Político no está compuesto por los miembros de las Coordinadoras territoriales, sino por miembros de las “Agrupaciones”, y sobre todo por los miembros fundadores, elegidos en la Asamblea Fundacional del 29 de Septiembre. Si en las Coordinadoras “al menos habrá un miembro del Consejo Político del Partido”, ello quiere decir que el Consejo Político no está compuesto por los miembros de las Coordinadoras, sino de las Agrupaciones territoriales.
    La conclusión inequívoca de estas normas es que, al menos, el cambio en la composición del Consejo Político debería haber sido incluido en el orden del día de la sesión y haberse votado por el Consejo la decisión de si este cambio era legal, estatutario y conveniente.

    4.- Por añadidura, las normas siguientes establecen la prohibición expresa de modificación de la estructura del partido,

    La DISPOSICION TRANSITORIA de los Estatutos, que establece lo siguiente:

    1 – Durante un periodo mínimo de dos años y máximo de tres, y hasta la celebración del primer Congreso del partido, UPyD se regirá por el sistema de organización que se explicita en estos Estatutos, y no creará ninguna clase de estructura diferente ni adicional a la descrita, sea de base territorial o sectorial. El partido no reconocerá el carácter oficial ni la validez de las propuestas, acuerdos o declaraciones de ninguna otra clase de agrupación, organización o estructura, esté o no impulsada por miembros del partido, que pretenda hablar en su nombre o representarle ante las instituciones y la opinión pública.

    2 – Este sistema de organización cesará con el comienzo del Congreso del partido y será sustituido por el aprobado en el Congreso que se convocará y celebrará no antes de dos años ni más tarde de tres, según el procedimiento estatutario.

    Y han sido sido contravenidas con la modificación de la composición del Consejo Político, órgano subrrogado de la Asamblea Fundacional, por decisión del Consejo de Dirección.

    5.- Por todas estas razones, y haciendo uso del derecho otorgado por el art. 8,2, apartados c) y d) de la Ley Orgánica 6/ 2002 de Partidos Políticos, que dice que los afiliados tienen derecho,
    c) A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas

    d) A impugnar los acuerdos de los órganos del partido que estimen contrarios a la Ley o a los estatutos,

    Y el artículo 6 de los Estatutos de UPyD, que dice que los afiliados tienen derecho

    3.- A ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas y sobre la situación económica.

    4.- A impugnar los acuerdos de los órganos del partido que estimen contrarios a la Ley o a los estatutos,

    dirijo este escrito de denuncia a los órganos de dirección del Partido y a la Comisión de Garantías. Esta denuncia constituye un paso previo a su posible presentación ante el Defensor del Pueblo y los Tribunales de Justicia, por incumplimiento de las normas fundamentales de regulación de los partidos políticos y de los Estatutos de UPyD, así como por vulneración de los derechos fundamentales de la generalidad de los afiliados, y los del denunciante.

    Es por ello que
    SOLICITO

    1.- Que se consideren nulas de pleno derecho todas las reuniones del Consejo Político celebradas a partir de la del 29 de marzo, y se restablezca la legalidad y legitimidad de los órganos de dirección del Partido. Y en consecuencia con lo anterior,
    2.- Que se someta a la consideración del Consejo Político la decisión de anular la sesión del 29 de marzo, por su ilegalidad, realizando una nueva sesión para decidir por mayoría sobre la modificación de la composición del mismo, convocando para ello a todos sus miembros originales, sin la exclusión de ninguno salvo caso de fuerza mayor.
    3.- Que se actúe coherentemente con los compromisos fundacionales y electorales de Regeneración Democrática del partido, corrigiendo actuaciones arbitrarias, contrarias a Derecho y opuestas a los principios de la corrección política.
    4.- Que se inicie inmediatamente un proceso de democratización de las Agrupaciones Territoriales que permita iniciar sin arbitrariedades y con plena legalidad y legitimidad el proceso de selección de compromisarios para el primer Congreso del partido.

    En Madrid, a 1 de Octubre de 2008

    Luis Bouza-Brey Villar

  3. Rafa

    Yo creo que roza la ilegalidad publicar la lista de miembros del Consejo Político sin su autorización. Para los que viven en el pais vasco, su publicación es, además, una amenaza de atentados (ésto, por lo visto es un ‘detallito’ sin importancia). Pero ya que el blogmaster reclama absoluta transparencia: ¿Cómo se llama?, ¿quién se la ha facilitado la lista?. Sin duda proporcionará éstos datos, ¿verdad?

  4. Marcos

    Por lo visto, el listado era público el 29 de Septiembre, así que Anghara no está violando ninguna ley.

    Y la responsabilidad pública de Anghara no es mayor que la de cuelquier periodista, a diferencia de los que se juegan nuestro dinero.

    Para amenaza de atentados, la del censo electoral cedido por el PSOE a ANV.

    Y la transparencia en las instituciones públicas es una condición básica en una democracia.

    Pedir más control a los ciudadanos que a los gobernantes roza lo que se llama el Estado totalitario.

  5. Rafa

    1.-Un partido político no es una institución pública, sino una asociación privada, formada por afiliados ó asociados, cuyo objetivo es promover políticas públicas. Lo que sucede es que vivimos en una partitocracia en la que la Ley Electoral permite que las instituciones estén en las manos designadoras, sin control, de las cúpulas de PP-PSOE-nacionalistas.
    2.-Las listas abiertas son un mecanismo de primera necesidad en las elecciones ciudadanas, pero una memez en el seno de un partido político que pretenda tener una política coherente. Otra cosa son los mecanismos de primarias en la designación de candidatos, abiertos a la participación de simpatizantes, como en USA. Hacer de la apertura de listas una filosofía de vida, es eso, filosofía buenista…
    3.-Escudarse en las responsabilidades políticas del PSOE, ó en la actividad periodística, para eludir la responsabilidad concreta de Anghara en la seguridad personal de los miembros del C.P. residentes en el pais vasco…no tiene nombre.

    Yo no he visto publicada antes la lista, ni el 29 de Septiembre, ni nunca. Y puesto que no desea retirarla, debería respaldarla con su nombre como cualquier periodista.

    La crítica anónima se descalifica por sí sola.

    Un saludo

  6. starling

    @Rafa con el permiso de Anghara, le voy a contestar, sin entrar en el comentario, que ni me merece la pena, no se ofenda.

    Pero le aclaro, los periodistas tienen el derecho de no destapar su fuente, es más pueden guardar su identidad incluso en un tribunal… ya ves… y protegido constitucionalmente y todo…ç
    Lo quiera ella decir o no, no tiene que hacerlo, fuera o no fuera pública la lista antes… claro, que lo mismo eres un magenta de los que están trolleando esperando ver quién le pasa la lista para echarlo… pues espero que si es así no tengas nunca su nombre, que ya está bien. Mejor se empiezan a preocupar por lo que tienen dentro, que hay mucho que barrer, y si los demás quieren o queremos, criticar lo que nos de la gana o comentar lo que sea, lo haremos,y lo hacemos. Y si no les gusta, les doy un par de opciones, no pasar por los blogs que sacan a la luz lo que no desean que salga; o, pasar y asumir lo que hay, comentando o no lo que les parezca, pero sin desprestigiar a nadie.

  7. anghara Autor de la entrada

    Evidentemente no voy a revelar mi fuente.

    Por otro lado, estamos hablando del consejo político (comité de dirección) de un partido político presuntamente democrático y que cumple con la ley de partidos políticos o debería, no de una logia secreta. Por lo tanto su comité de dirección es público.

    Si cree que es delito… pues acuda a los tribunales.

    Por otro lado, eso del anonimato no es cierto. anghara es mi nick desde hace más de una década. Y no es nada oculto ni secreto.

  8. anghara Autor de la entrada

    Un partido político no es una institución pública, sino una asociación privada

    Las asociaciones deben cumplir con las leyes. Sean privadas o públicas. Y sus órganos directivos son públicos. Son asociaciones, no logias, insisto.

    Escudarse en las responsabilidades políticas del PSOE, ó en la actividad periodística, para eludir la responsabilidad concreta de Anghara en la seguridad personal de los miembros del C.P. residentes en el pais vasco…no tiene nombre.

    Lo que no tiene nombre es responsabilizar a anghara de la seguridad personal de los miembros del C.P…. eso sí que no tiene nombre. Bueno sí, demagogia.

    Yo no he visto publicada antes la lista, ni el 29 de Septiembre, ni nunca.

    Bueno, eso es su problema. Le insisto que no estamos hablando de una asociación secreta. Esas están expresamente prohibidas en España. Estamos hablando del órgano de dirección de un partido político.

  9. Miguel Ángel

    Estimada Anghara:

    Me parece una pena, porque te aprecio, que hayas caído en la equivocación de publicar un post con tantos errores, que te hubiera sido fácil evitar con sólo consultar a alguna fuente más de confianza procedente de UPyD (práctica, por lo demás, no extraña en los buenos periodistas, como sabes). ¡Ahí estaba yo mismo, si hubieras deseado corroborar buena parte de lo que dices! Te corrijo, si me lo permites, tus errores principales:

    – La lista que expones no es la de los miembros del Consejo Político actual, sino un listado provisional que se repartió en tal Consejo Político a fecha de septiembre de 2007. Es más, incluso en aquellos momentos, se nos advirtió que contenía errores (como la presencia de Savater) que la volvían inservible, por lo que no debería haber funcionado más que como documento de trabajo provisional. Es evidente que la fuente que te proporcionó esta lista o no se enteró de ello, o te lo ha ocultado.

    – El Consejo Político procedió a una renovación profunda de sí mismo tras las elecciones de marzo del 2008, y ello por acuerdo irreprochablemente democrático del mismo. Los que hoy protestan (como Bouza) simplemente son personas que no fueron elegidas democráticamente en sus respectivas agrupaciones durante dicha renovación; uno puede enfadarse profundamnete por ello, y llorar por las esquinas el hecho de no haber sido renovado en un órgano en el que, por cierto, poco se les echa de menos; pero de ahí a acusar a UPyD de antidemocrático, va un trecho, ¿no?

    – Unión Progreso y Democracia no incumple en absoluto la Constitución ni la Ley de Partidos, y quien afirme lo contrario está cometiendo, simplemente, una calumnia (tan típica, ¡ay!, de los partidos tradicionales, como el PP y el PSOE, incapaces de combatir entre ellos con argumentos racionales, en vez de con acusacioncitas falsas). Es más, si alguien piensa que UPyD incumple la Ley de Partidos, ¿por qué no lo denuncia? (Espero que no consideres este consejo desbocado, pero al fin y al cabo es el mismo que tú das a quienes te acusan a ti de revelar datos secretos como periodista, ¿no?). Lanzar acusaciones de “incumplimiento de la Constitución” puede resultar altisonante y, para algunos lectores, especialmente excitante; pero convendrás conmigo en que para otros no será más que una bravuconada endeble que, la verdad, no contribuyen a hacer de tu blog el espacio de reflexión seria y de información contrastada que creo que merecería ser.

    – En tu comentario del día 22 de abril cometes un error menor, pero que ya puestos no puedo dejar de señalarte: el Consejo Político no es lo mismo que el Comité de Dirección, como pareces indicar en el paréntesis que subsigue a la mención del primero.

    – Por último, acerca del comentario de “clandestino” el día 23 de abril, he de mencionar que Buesa está tan poco relegado de UPyD… ¡que hoy mismo ha participado como representante suyo en Libertad Digital TV! Hay que estar un poquito más informado antes de hablar, señor Clandestino (correr es mi destino).

    En fin, Anghara, perdona que me haya puesto con el bolígrafo rojo a corregirte errores como viejo maestro de escuela, ¡pero ya sabes, eso es en el fondo lo que soy!

    Abrazos,

  10. Luis Bouza-Brey

    La desvergüenza y la capacidad de tergiversación y calumnia de algunos es muy típica de otros tiempos y otros regímenes:
    En la agrupación de Cataluña nunca se ha hecho ninguna elección democrática de nada, salvo últimamente la convocatoria improvisada de algunos CEL (Comités Electorales Locales) y la elección de cuatro o cinco representantes por cuatro o cinco afiliados.
    Parece que para Miguel Angel todo es irreprochablemente democrático en UPyD. Esa idea también recuerda las mentiras que circulaban en las “democracias populares” y la orgánica de este país en otros tiempos.
    El recurso a los Tribunales en este país es una válvula de pseudosatisfacción, pues la Justicia en España es un cachondeo: no funciona, está paralítica y es cara. Y en algunos casos hasta es demencial.
    En este país ni existe Estado de Derecho, ni democracia ni nada de aquello por lo que luchó este pueblo tantos años. Y en UPyD mucho menos. Yo ya he llegado a la conclusión de que los dirigentes actuales de UPyD han destrozado el proyecto y no van a regenerar nada. Para ello debería empezarse por la propia casa, renovando la Dirección y democratizando el cerebro de la multitud de sicarios cerriles que abundan en su interior. Y ya no se puede: nos han estafado a conciencia.

  11. Miguel Ángel

    Aunque tengo por norma no contestar a las personas maleducadas que, en lugar de argumentar racionalmente (que es lo que a mí, por lo menos, me va), se ponen alegremente a acusar insultantemente a los demás de todo sin siquiera conocerles (¡hasta me insulta el señor Bouza-Brey de “franquista”, cómo no, ese recurso tan de viejos “progres” que no han sabido ampliar su vocabulario de denuestos desde los antañones tiempos en ellos que eran más animosos, más jóvenes y, quizá, más amables!), creo que por una vez romperé mi norma. Tengo un buen motivo para ello. El señor Bouza-Brey me inspira una infinita ternura. Fracasado en Ciutadans, donde a pesar de las múltiples deficiencias de Albert Rivera fue incapaz con su lista alternativa de ganar ni un solo puesto en la Ejecutiva elegida por listas abiertas; requetefracasado en UPyD; veo ahora que se dedica a lamerse las heridas y su malhumor por blogs tan interesantes como el de Anghara; ¡sea!, señor Bouza-Brey; pero, por favor, procure contenerse y, ya digo, los insultitos y exabruptos mejor déjelos para otros ámbitos (la taberna, la familia, el departamento universitario…), que aquí resultan de mal gusto, ¡qué le vamos a hacer!

    En cualquier caso, de la respuesta de nuestro políticamente fracasado Bouza-Brey se pueden extraer bastantes datos de lo más interesantes, por mucho que me temo que él mismo es inconsciente de la preciosa información que nos ha dado entre la morralla de sus injurias y escandalizaciones. Para empezar, no deja de ser curioso que considere que “la Justicia” (pilar fundamental de cualquier Estado de Derecho) “en España es un cachondeo” (se deduce, pues, que el Estado de Derecho y la democracia son para él en España un “cachondeo”). Ello arroja inmediatamente importantes interrogantes: si el Estado de Derecho y la democracia en España son “un cachondeo”, ¿qué hacía usted, señor Bouza-Brey intentando presidir un partido político en ese mismo país tan antidemocrático? ¿Es que pensaba usted que solito, solito, a modo de caudillo postmoderno y mesiánico, iba a remediarlo todo con su carguito de presidente? ¿O es que, puestos a hacer de España un cachondeo, le parecía a usted que tenerle a usted como presidente de uno de sus partidos democráticos completaba el cachondeo hasta límites ya paroxísticos? Sería interesante investigar este dilema.

    Otro dato interesante del comentario del señor Bouza-Brey es que, a pesar de los citados exabruptos y golpes en la mesa que emite, más propios de una charla de bar (de bar poco elegante, todo sea dicho), que de un blog reflexivo como este de Anghara, al final no refuta (porque no puede, claro) las tesis más importantes de mi comentario anterior. A saber: 1) que el listado que publicó Anghara nunca fue un listado oficial, sino un documento de trabajo que ya desde que se repartió se advirtió que estaba incompleto y contenía nombres erróneos; 2) que ese listado corresponde en todo caso a septiembre de 2007, y no al Consejo de UPyD renovado elegido posteriormente a las elecciones de marzo del 2008; 3) el Consejo Político no es lo mismo que el Comité de Dirección; 4) Buesa no está en absoluto relegado de UPyD.

    La única tesis que el señor Bouza-Brey, entre farfulleos escandalizados, parece querer rebatirme argumentativamente es la que podríamos llamar tesis 5 de mi comentario anterior, a saber: “5) El Consejo Político fue renovado democráticamente con posterioridad a marzo de 2008, y si alguien tiene pruebas de lo contrario, puede ir a los tribunales con sus presuntas pruebas”. El señor Bouza-Brey trata de refutar esa tesis, todo sea dicho, de modo muy limitado, pues expone que, en su opinión, y concretamente “en Cataluña”, o sea, en una de las 19 agrupaciones del partido, esa renovación no fue democrática. (No puedo dejar de subrayar, por reseñable, el cómico hecho de que tenga el señor Bouza-Brey una curiosa tendencia a acusar a toda elección en que no sale él elegido como “antidemocrática”; lo mismo hizo en Ciutadans cuando no se le eligió como presidente, por ejemplo).

    Y bien, en cualquier caso es observable que hemos pasado de una acusación muy general (“UPyD no es democrático”) a otra mucho más matizada (“UPyD en Cataluña, cuando eligió nuevos miembros del Consejo Político y no me renovó como tal a mí, Bouza-Brey, es poco democrática”). Discutir este último punto, y más cuando el que hace esa aseveración reconoce que no tiene elemento alguno con el que ir a los tribunales a defender la justicia de su causa, me parece ya poco digno de un blog del elevado rigor intelectual como suele ser este de Anghara. De modo que lo dejaré ahí.

    Cálmese, señor Bouza-Brey. España tiene muchos problemas, pero merece la pena como país y no es ese “cachondeo” desesperado que usted, quién sabe si trasponiendo ilegítimamente sensaciones vitales a la situación política general, quiere hacernos creer que es (y quiere hacerlo apoyándose, fundamentalmente, en el hecho, para usted irrefutablemente elocuente, de que España no le tenga en cuenta a usted como político; ay, pena, penita, pena). Cálmese, señor Bouza-Brey: se puede argumentar y razonar sin insultar. Cálmese, señor Bouza-Brey: en España hay un proyecto serio de regeneración política denominado Unión Progreso y Democracia, un proyecto que va a ser capaz (que está siendo capaz) de triunfar sin necesidad de someterse a las voluntades y los exabruptos de personas tan entrañables como usted.

    Abrazos para todos, y besos para Anghara,

  12. luisbouzabrey

    Muy bien, señor Miguel Angel, es usted muy divertido, coherente y veraz.
    Pero la pregunta sigue en pie: ¿Hay democracia en UPyD?
    Para contestar a esta pregunta sólo hace falta un sí o un no. Ya veo que usted cree que sí. Felicidades.

  13. anghara Autor de la entrada

    Miguel Ángel: qué alegría leerte por aquí. Encantada estoy con tu visita. He estado leyendo tus puntualizaciones. Ni que decir tiene que contrastaré el asunto. Aunque me ha venido por dos fuentes distintas.

    Una cosa. Dices

    El Consejo Político procedió a una renovación profunda de sí mismo tras las elecciones de marzo del 2008, y ello por acuerdo irreprochablemente democrático del mismo. Los que hoy protestan (como Bouza) simplemente son personas que no fueron elegidas democráticamente en sus respectivas agrupaciones durante dicha renovación;

    Yo aquí me he perdido un poco. ¿el consejo político se renueva a sí mismo? ¿cómo? Es que no lo entiendo muy bien. Y, si no es mucho preguntar, que seguro que no

    ¿quiénes forman hoy el Consejo Político?

    Tienes razón en que confundo Consejo y Comisión. Es que todo esto de los partidos para mí es un verdadero trabalenguas, palabra. No entiendo a qué tanto nombre y tanta comisión, consejo, asamblea o comité.

    Besazos y a ver si nos tomamos un algo

  14. anghara Autor de la entrada

    Sobre lo de la democracia en UPyD. No me creo que haya un sólo partido que en esta partitocracia sea democrático. Ninguno. Otra cosa es que dentro de que todos son lo que son, hay grados.

    Entrando en harina: hace un tiempo en el PP un tal Iñigo Henríquez de Luna, concejal de no sé donde de Madrid y cargo del partido presentó una propuesta para que hubiera primarias en el Congreso Nacional del PP de Valencia del cual salió elegido Rajoy y montó una buena en prensa, todo el mundo opinó hasta hartarse. Hoy Henríquez de Luna sigue en el PP y nadie le ha invitado a irse. Ahí está tan contento.

    Javier Carroquino, coordinador de UPyD en Aragón presentó, calladamente, una enmienda a la totalidad del reglamento de organización del Congreso de UPyD (alucinante que en dos años no haya habido Congreso; yo eso no lo sabía y flipé) y a día de hoy ha sido cesado y expedientado.

    No sé, si en lugar de UPyD esto lo hubiera hecho el PP… estarían rodeando Génova 13. Y esto es así.

    Poco más tengo que añadir. Hechos son amores.

  15. Miguel Ángel

    La alegría es mía, Anghara, por poder leerte y hablar contigo a través de este medio.

    Tienes, además, toda la razón en que me expresé terriblemente mal en la frase mía que entresacas. Lo que quise decir es que el Consejo Político aprobó que debía renovarse tras marzo del 2008; luego la renovación no la llevó a cabo el propio Consejo Político, claro, sino las respectivas agrupaciones (comunidades autónomas). En mi comunidad autónoma, concretamente, se eligieron 8 miembros de tal Consejo Político.

    En respuesta a tu segunda pregunta (“¿quiénes forman hoy el Consejo Político?”), te podría dar los datos de los nombres que sé, pero no tengo una lista completa y me costaría un poco conseguirla (si hay remuneración, empero, todo lo haría por ti, je, je). Básicamente, el nuevo Consejo Político está formado por el resultado de tal renovación democrática, durante la cual cada comunidad autónoma escogió a un número de miembros según su número de afiliados (de manera ponderada, claro).

    Besazos a ti también y, bueno, en cuanto a lo de tomarnos un algo… ¿qué tal si lo hacemos en esa barbacoa anti-ZP a la que, ya ves, tengo tantísima desfachatez como para autoinvitarme de este modo tan impresentable?

  16. Miguel Ángel

    Hola otra vez, Anghara:

    Ante todo, gracias por tu amabilidad de anfitriona para con un pesado como yo en este tu blog.

    Te aclaro algunas cosas que ayer, cuando envié mi emilio, aún no me había dado tiempo a leerte.

    En primer lugar, por supuesto que sí que se sabe quién es en UPyD la directiva (la componen Rosa Díez y 17 miembros más). Lo que reconozco que es más complicado es saber quién es del Consejo Político, pues contiene nada menos que 150 miembros (perdona que te vuelva a insistir con estas cuestiones terminológicas, pero son importantes: es como confundir el Gobierno de un país y su Parlamento). Estoy seguro de que si cualquiera de nosotros pedimos los nombres de los miembros del Consejo Político, nos los darían; el problema es que supongo que a la mayoría no nos interesan, pues en un partido como UPyD en que tenemos aún todo por hacer para defender nuestra idea de una España unida y progresista, ponerse a hacer lo que la mayoría hacen en cuanto logran esa lista, es decir, ¡ay!, ponerse a intrigar (o, como suelen hacer algunos, ponerse a mandar spam-intrigador, curiosa especie de la que podría contarte volúmenes de fastidios) no es que nos atraiga mucho. (Reconozco que con el listado de miembros del Consejo Político se puede intrigar pero también se pueden hacer otras cosas, como publicarlo en un blog; o decorar las paredes de casa de uno; o ponerse a hacer sopas de letras con los apellidos de sus miembros; pero, sinceramente, todo ese tipo de actividades a mí me resultan un tanto cansinas, aunque entiendo que a otros les apasionen…).

    En todo caso, insisto: si la cosa de la lista te interesa, te la puedo proporcionar, especialmente tras el próximo congreso (que me será más fácil; si lo quieres antes, ejem, ejem, ¿cómo andamos de comisiones para las fuentes en este blog, que soy nuevo y aún no me he enterado?).

    Te respondo, por cierto, a la cuestión del congreso del partido. Dices que te parece alucinante que en dos años no haya habido congreso fundacional del partido. A mí, sin embargo, me parece una idea magnífica. Hacer un congreso cuando nadie conoce a nadie en un partido es sumamente peligroso: ya lo hizo Ciutadans, les salió elegido un niñito mono y animoso (hombre, porque estaremos de acuerdo en que currículo, lo que se dice currículo, no es que tuviera mucho)… y bueno, ya hemos visto cómo ha acabado la cosa, aliándose con los lepenistas bis de Francia y con los italianos ex fascistas del partido La Destra, que consideran que Fini es demasiado “de centro”.

    Dicho en otros términos: hacer un congreso cuando nadie conoce a nadie es como jugar a la ruleta rusa; y me temo que la idea griega de que la democracia consiste en elegir por sorteo a los cargos de un lugar ha quedado hoy por hoy un tanto sobrepasada por la historia. Comprendo que los partidos grandes (PP y PSOE) se relaman ante la posibilidad de que un partidito pequeño que recién comienza su andadura se desintegre “ipso facto” al ponerse a elegir a personas para cargos orgánicos al buen tuntún; pero quienes pensamos que la democracia española ha salido reforzada tras haber aparecido una oferta política aún no presente en nuestro panorama político (una oferta de partido con una idea clara de España, y con ideas transversales de regeneración democrática), creemos que no hay que jugar con fuego y ser muy cautos en cada paso que se da. Se nos puede acusar de demasiado prevenidos, tal vez, pero no de antidemocráticos (cualquier teórico político corroboraría que hacer elecciones cuando el “demos” concernido aún no ha tenido tiempo para constituirse y conocerse como tal es una simple farsa).

    Con respecto al caso Carroquino, me temo que caes en la falacia conocida como “post hoc, ergo propter hoc”. Yo esta mañana me he levantado, y poco después salió el sol; pero eso no significa que el sol saliera porque yo me hubiera levantado. Carroquino propuso listas abiertas para la elección del Consejo Directivo de UPyD (por cierto, el Consejo Político sí que tiene listas abiertas; ¿cuántos otros partidos hacen lo propio?). Carroquino perdió la votación abrumadoramente. Días despues, Carroquino ha sido expulsado. Ahora bien, ¿lo ha sido por su propuesta? Bien claro está que no: mucha gente que votamos a favor de la misma propuesta de Carroquino estamos hoy tan tranquilos en el partido, e incluso algunos de ellos han logrado puestos importantes en las listas al Parlamento Europeo (¿los lograría alguien que votara contra Rajoy, por poner un caso, en el PP?). No, no te engañes, Anghara: Carroquino ha sido expedientado no por su propuesta, sino porque salió a los medios de comunicación denostando el partido de modo claramente insufrible, y pretendiendo con ello o bien fastidiar al partido (motivo de sobra para expulsarle), o bien lograr que su propuesta saliera finalmente aprobada de ese modo (algo que ya era imposible, pues no íbamos a repetir la votación; con lo cual, si este era el objetivo de Carroquino, está claro que Carroquino es idiota, y tampoco está mal, ¿no?, destituir a un idiota, ¡ojalá nos cayera esa breva con tantos ministros del actual Gobierno de ZP!).

    Por último, estoy de acuerdo contigo en que lo de la democracia en los partidos es cuestión de grados. También en los países, por cierto. Estados Unidos, con todos los defectos “antidemocráticos” que le podríamos sacar, tiene un alto grado de democracia; España algo menos; y México, por ejemplo, bastante menos también. Pero eso no debe llevarnos a desesperar de la democracia (en los países o en los partidos). Yo creo que UPyD tiene un grado de democracia bastante mayor que PP o PSOE, por ejemplo. Para empezar, UPyD elegirá a su próxima directiva por votación de todos sus militantes; ¿qué partido se atreve a esto, ya que citas el poco caso que se hizo a los que lo propusieron en el PP, por cierto? Todos los miembros de UPyD, sin necesidad de avales, podrán ser miembros del próximo órgano deliberativo del partido (el Consejo Político); ¿qué partido, de nuevo, hace algo así en sus órganos de deliberación? Sinceramente, podemos hablar mucho sobre el grado de democracia de Massachusetts comparado con el de Guinea, e incluso encontrar algunos defectitos a la Commonwealth of Massachusetts frente a ciertos detallitos guineanos; pero me parecería una discusión poco fructífera, ¿no crees? Así que yo personalmente lo voy a dejar aquí, que quiero reservarme argumentos para tu gloriosa barbacoa anti-ZP.

    Besos, y felicidades a Luis por su reseña (que se prepare, que pienso asaetarle en la barbacoa con preguntas sobre ese libro, pues ha logrado lo mejor que puede hacer una reseña: ¡interesarme por el volumen en sí!).

  17. anghara Autor de la entrada

    Jodó, se lo voy a contar a Luis y no veas qué contento se va a poner. Os lo vais a pasar pipa.

    Sigo en el otro hilo porque me lío.

  18. Gaditano

    Ya sabia yo que estoy desde el principio delos tiempos que habia cosas raras por este partido.
    Pero no sabeis que hay dos pajaros que tuvieron en Cadiz una movida gorda y que estan en la lista del consejo politico cuando se supone que estaban expulsados (la tal Juana Lasry y su marido o novio o lo que sea el tal Roca Mangas)
    Creo que hay mucho ocultismo y todo esto al final es un “cortijillo andaluz”, con su cortijero señorito.

    Con las cosas tan poco claras no le veo mucho futuro a largo plazo.

    Un saludo

Los comentarios están cerrados.